Igual que a  Ferrocarriles Nacionales a la Compañía de Luz y Fuerza del Centro se la llevó... el tren!!!
Tulancingo durmió a oscuras...
por Luis Felipe López Monroy

Tulancingo, Hgo. 11 de octubre del 2009.- Igual que el crepúsculo, esta ciudad se quedó esta tarde en penumbras.

Más de la mitad de comunidades las comunidades pertenecientes al municipio verdesmeraldino  no fue abastecido de energía eléctrica, desconociéndose oficialmente sus causas.

Habitantes de las colonias y poblaciones como San Nicolás, Jaltepec, Rincón Colonial, Santa María, Mimila, Ahuehuetitla, Rojo Gómez, Los Álamos, entre otras, fueron afectados.

En la tarde un grupo de más de un centenar de individuos, caminó por las calles de la ciudad, ellos se dijeron pertenecer al Sindicato Mexicano de Electricistas. SME.

Los participantes sindicalistas, señalaban a Javier Alarcón Lozano, titular de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social el declararles al guerra a los mexicanos y en especial al SME ante el fracaso absoluto para cumplir las promesas de campaña de Felipe Calderón (sic).

Poco a poco se fueron apagando las luces que ubicaban los lugares antes mencionados para dejarlos en plena oscuridad. A lo lejos, el parpadeo de las torretas de lo que posiblemente eran patrullas de policía se alcanzaba ver.

 

Mucho queda abajo de lo que vemos en la punta del iceber, que si es por Slimque no desea competencia por las posibles líneas telefónicas que pueden instalarse vía los cables de energía eléctrica, que si es por la fibra óptica...etc.

Mientras son peras y manzanas, muchos mexicanos saldremos afectados directa o indirectamente por esta acción nacional.

 

-La decisión de liquidar a Luz y Fuerza del Centro e indemnizar a los trabajadores, fue una decisión, forzada del gobierno del Presidente Calderón.
Desde que el Partido Acción Nacional ganó la Presidencia, entre muchos otros proyectos se incluyó una eventual liquidación de Luz y Fuerza.
Muchas opciones se han manejado a los largo de los pasados nueve años.
Cada año, a la firma de los contratos colectivos de trabajo, el Sindicato Mexicano de Electricistas presionaba por más prestaciones. No se le dieron, pero tampoco se le quitaron las convenidas.
La empresa, se sabe desde hace 20 años está en quiebra, quiebra que se agrava por los robos de energía eléctrica que en los años recientes, han significado ya una sangría de la producción.
La actual directiva sindical, por sus personales razones, decidió desde hace tiempo vincularse a los partidos de izquierda. Eso hubiera significado sólo un posicionamiento ideológico quizá hasta entendible.
No obstante, ante la virulencia de la oposición representada por el movimiento de Andrés Manuel López Obrador, el gobierno empezó a revisar con más atención sus opciones.
López Obrador y sus aliados predican desde hace tres años la necesidad de derrocar al gobierno. Claro, por la vía pacífica. Desde esa perspectiva solamente, sería una expresión política necesariamente tolerable en toda democracia.
Sin embargo, esa vinculación del sindicato fue más allá. Se convirtió en una de las fuentes de financiamiento para López Obrador. Con ese compromiso, la directiva actual del SME se dejó arrastrar a respaldar todas las posiciones radicales del movimiento de López Obrador.
Y ese fue su error. Debilitado por la confrontación interna que significó la disputa por las elecciones de la directiva sindical, el líder Martín Esparza atendió la asesoría de los pejistas, a quienes les interesa sólo desestabilizar. Y muy poco los intereses laborales del SME.
Arrastrado por la retórica radical, Esparza fue radicalizando su lenguaje, al extremo que en la reunión que tuvo el pasado viernes por la tarde con el secretario particular del Presidente Calderón, el ex embajador Luis Felipe Bravo Mena, Esparza presentó un ultimátum: o el gobierno atendía las exigencias sindicales o se atenía a las consecuencias. Y fijó como plazo fatal para su ultimátum el próximo lunes, mañana.
Si el gobierno del Presidente Calderón tenía alguna duda, ese ultimátum, inaceptable para cualquier gobierno, sin importar partido, llevó a decidir la liquidación largamente pospuesta de Luz y Fuerza.
Ahora se enfrentarán las consecuencias de esa decisión, jurídica y financiera, cierto, pero eminentemente política.
Y no serán menores, particularmente las consecuencias políticas- señaló el periodista José Fonseca

Las liquidaciones
EL UNIVERSAL difundió las propuestas de liquidación para los trabajadores de la paraestatal.
Conforme al artículo 436 de la Ley Federal del Trabajo:

* Indemnización de tres meses más 12 días por cada año de servicio
* Estos 12 días están limitados a dos salarios mínimos diarios

Bases de liquidación por parte de la Secretaría de Energía donde cada trabajador tendrá con base en la Ley Federal de Trabajo y lo convenido en el contrato colectivo:

* Una compensación por antigüedad de 20 días del salario integrado por año de trabajo
* Compensación de 14 días del salario integrado por año de antigüedad para trabajadores con más de 15 años de servicio
* Indemnización de 3 meses integrado de salario
* Pago de fondo de ahorro acumulado en el año en curso
* Aguinaldo proporcional a los días laborados en el año
* Vacaciones proporcionales a las no devengadas
* Indemnización por año laborado de 20 días de salario integrado por cada año de antigüedad
* Indemnización por extinción de la empresa de tres meses adicionales de salario integrado
* Una prima adicional de antigüedad por 24 días de salario mínimo por cada año de antigüedad, en términos de la Ley Federal de Trabajo

A quiénes acudan de manera voluntaria a celebrar su convenio de terminación de relaciones individuales de trabajo antes del 14 de noviembre, es decir antes de que la Conciliación y Arbitraje dicte el laudo de terminación de relación laboral, recibirán:

* Compensación adicional proporcional al monto de su indemnización y también de su antigüedad, que irá desde:

- 10% a quienes tengan menos de seis años de antigüedad

- 20% de entre seis a menos de 11 años de antigüedad

- 40% para trabajadores de 11 a menos de 21 años

- 60% de por lo menos 21 y menos de 26 años

- 80% a quienes tengan más de 26 años de servicio.

 

Será la Compañía de Luz y Fuerza el futuro monopolio calderonista tipo TELMEX del sexenio salinista?.

hidalguia@hotmail.com

www.tulancingo.com.mx